La versión de su navegador no está debidamente actualizada. Le recomendamos actualizarla a la versión más reciente.

Manuel Tomás Albornoz cura párroco de Constitución. (1853 - 1900)Manuel Tomás Albornoz cura párroco de Constitución. (1853 - 1900)El actual Colegio San Alberto Hurtado, nace a principios del siglo XX (1918), ante la necesidad de contar con un establecimiento parroquial, que respondiera a la demanda de una oferta educativa diferente, que pusiese su impronta en una formación basada en la disciplina y en la religión, con el fin de promover una formación integral con un fuerte acento en la fe cristiana.

Su gestor fue el presbítero Manuel Tomás Mesa, sobrino del párroco Manuel Tomás albornoz., quien otorgó el terreno en donde hoy está emplazado el Colegio.

En el año 1925 con la creación del obispado de Linares, la jurisdicción de la Parroquia San José de Constitución y el actual Colegio San Alberto Hurtado pasan a formar parte de sus dependencias.

 

En el año 1925 con la creación del obispado de Linares, la jurisdicción de la Parroquia San José de Constitución y el actual Colegio San Alberto Hurtado pasan a formar parte de sus dependencias.

Desde sus inicios y hasta 1965, la educación de este establecimiento estuvo en manos de los Hermanos Maristas, quienes llegaron con una estructura y organización sencilla, pero con una enseñanza la cual puso su acento en el desarrollo de una exigencia académica, con una rígida disciplina y con un sello religioso y pastoral. Características que hoy permanecen vivas en la memoria de quienes han sido y son nuestros alumnos (as).

Una vez que los hermanos Maristas entregaron el Establecimiento al Obispado de Linares, nuestro Colegio no ha dejado de crecer bajo la dirección de José Henríquez Brito (1965-1968), Jaime Díaz Romero (1968-1970), Denis Henríquez Guzmán (1970-1973), Enrique Yánez Hernández (1973-1988), Ambrosio Troncoso Sandoval (1989-2010) y Claudio Figueroa Figueroa (2010- hasta la actualidad…)

Desde que los hermanos Maristas abandonaron el Colegio, este pasó a llamarse Escuela Particular N°2, Colegio Arturo Prat, la cual se sostenía solo a la gracia de Dios y por el compromiso de toda una comunidad escolar.

Fruto de lo anterior es que la escuela comenzó a tener una nueva demanda, la cual obligó a acrecentar los esfuerzos por contar ahora con educación media, logro el cual se materializó en el año 1981, egresando de esta manera en el año 1984 la primera generación de IV medio, con 29 destacados alumnos.

En el año 1987, La Escuela Particular N° 2, cambió su nombre para llamarse Colegio Arturo Prat, lo cual hizo que los desafíos educativos fueran cada vez más altos y también la necesidad de poder contar con una mejor y ampliada infraestructura. Estos esfuerzos se fueron logrando de la mano con el Ministerio de Educación, el cual permitió que desde el año 2002 el colegio pudiese contar con la Jornada Escolar Completa y con nuevos espacios destinados al desarrollo de una mejor e integral educación.

Los frutos de esta incansable labor educativa en el tiempo, no han sido en vano y hoy son numerosas las personas ilustres que destacan en la vida social, espiritual, como empresarios y líderes de nuestra República.

Hoy el Colegio San Alberto Hurtado, bajo la dirección del Profesora Marcela Lillo Labra ha seguido avanzado en actividades que fortalezcan la formación valórica, científica, deportiva, musical y artística. Todo con un fuerte sentido social y patriótico. Asimismo se ha iniciado un proceso de innovación educativa, enfocado a la formación de nuevas competencias en nuestros alumnos en donde la fe, disciplina y la confianza en las propias capacidades, sean los pilares fundamentales de nuestros alumnos, siguiendo el ejemplo que en vida nos dejó nuestro Patrono San Alberto Hurtado.